Por: Teresa Sosa

En 1969, el 28 de junio fue elegido el Día del Orgullo de gays, lesbianas, transexuales, bisexuales, transgéneros (Diversidad Sexual), porque en esta fecha, hace 39 años, se produjeron unas protestas civiles protagonizadas por homosexuales y travestis contra las continuas intimidaciones, hostigamientos y humillaciones que tuvieron como epicentro el bar Stonewall  Inn en el  barrio Village de Nueva York. Estos sucesos marcaron un antes y un después en el activismo y se convirtieron en un símbolo. A partir de aquel año muchas asociaciones de homosexuales y transexuales en todo el mundo empezaron a conmemorar ese día y, de ese modo, nació una tradición reivindicativa, de lucha histórica y de celebración lúdico-cultural para gays, lesbianas, transexuales, transgéneros y bisexuales en todo el mundo.

Hablemos sin tapujos

La homosexualidad ¿una enfermedad?

Holanda 4 _28 junio 2009_La homosexualidad no es una enfermedad mental, y para quienes todavía piensan lo contrario, les aclaramos que la psiquiatría ortodoxa le quitó la etiqueta, cuando  dejó de  considerarla enfermedad mental la Asociación Americana de Psiquiatría en l973. El 17 de mayo de 1991 la Organización Mundial de la Salud (OMS) la retiró de su lista de enfermedades mentales.

El 8 de febrero de 1994, el Parlamento del Consejo de Europa abordó la discriminación hacia el colectivo homosexual recomendando a los Estados miembros que pusieran en funcionamiento toda una serie de disposiciones antidiscriminatorias, tanto en el terreno legal social como legal. Entre estas disposiciones se incluía la necesidad de programas de apoyo y atención a gays y lesbianas.

En la IV Cumbre Mundial de la Mujer de la ONU (Beijing, 1995) se asumió un enfoque de las relaciones de género donde están incluidas las mujeres lesbianas.

Estos avances y numerosos otros más, en muchos países del mundo, son producto del esfuerzo y de la lucha que han mantenido millones de personas activistas de los movimientos de la sexodiversidad durante los últimos 30 años, lucha que ha pasado por distintas fases.

La primera tarea fue lograr acabar con la persecución real que sufrían muchos gays,  lesbianas, bisexuales transexuales, transgéneros y hacer visible la orientación sexual; sin embargo, en días recientes las organizaciones de la sexodiversidad nacionales están denunciando algunos casos de asesinatos de transexuales en  la Av. Libertador, Caracas, y la ¿dejadez… o qué…? de la investigación policial para esclarecerlos.

Holanda 6 _28 Jun 2009_ Mariela Castro con activistas

Mariela Castro Espín - al centro- encabeza una conga en el día mundial contra la homofobia en La Habana, Cuba, mayo de 2009.

La fase actual mundial, es  la lucha por la igualdad legal, el reconocimiento de los derechos de las personas de diferentes orientaciones sexuales, lo que ha venido sumando logros muy significativos en unos cuantos países del mundo. Cuba es país vanguardia en la actualidad en Latinoamérica y el Caribe porque el gobierno cubano se ha hecho parte como activista en esta lucha con Mariela Castro Espín, psicóloga, sexóloga, directora  del  Centro Nacional de Educación Sexual de Cuba (CENESEX) a la cabeza. Mariela es hija del Presidente Raúl Castro.

En la Venezuela Bolivariana es bastante difícil que  la actual Asamblea Nacional, con la  diputada Cilia Flores a la cabeza, legisle a favor de los derechos de la sexodiversidad.   Ciudadanos y Ciudadanas asambleístas de la AN, revisen sus propios referentes socio-culturales, porque pudieran ser tan homofóbicos y discriminatorios como los de los factores de la ultraderecha que ustedes combaten; ejerzan autocrítica, reflexionen, despójense de sus prejuicios, anacronismos, tabúes, creencias religiosas personales.

Visibilización de la sexodiversidad

En los años 70 del siglo XX la visibilización de la homosexualidad tuvo un papel central en el Movimiento Feminista en Europa, Estados Unidos, Latinoamérica, al convertir la sexualidad en un aspecto central de sus luchas y reivindicaciones.

El movimiento feminista propagó con mucha fuerza la idea de la libertad sexual para las mujeres. Entre estas reivindicaciones se encuentra el derecho de las mujeres a relacionarse sexualmente con otra mujer como opción  libre. Porque poder elegir la orientación sexual o disfrutar de la que se siente como propia, es una cuestión que no ha sido posible hasta que el movimiento feminista hizo de este derecho una reivindicación.

El movimiento feminista  ha sido y es hoy, un espacio de encuentro y apoyo muy importante para la sexodiversidad en general. Desde el comienzo en el movimiento feminista mundial han existido grupos específicos de lesbianas y se han realizado, se realizan, y continuarán realizándose, multitud de acciones en torno a la sexodiversidad en general (lesbianas, gays, transexuales, transgéneros, bisexuales) en los múltiples eventos  del movimiento feminista en todo el mundo.

El descubrimiento de la homosexualidad: un drama para adolescentes

Son numerosos los gays y las lesbianas adolescentes que a diario sufren insultos en su entorno, porque cuando el entorno no acepta a las personas tal como son, resulta difícil admitir la orientación homosexual. Miles de niños, niñas y jóvenes se ven obligados a esconder sus sentimientos y comportamientos, lo cual les lleva a desarrollar su afectividad a escondidas, sin modelos a seguir y de forma culpabilizadora; todavía hay tanta carga de desprecio que se hace difícil admitir públicamente otra orientación sexual que no sea la heterosexual.

Existe en el País Vasco (España) el proyecto denominado “Hablemos de Homosexualidad”, puesto en marcha en centros de educación media, basado en el desarrollado por el Colectivo de Gays y Lesbianas de Madrid, COGAM,  y la Asociación de lesbianas, gays, transexuales y bisexuales del País Vasco Gehitu, que trata de abordar el descubrimiento de la homosexualidad con naturalidad y evitar que se convierta en un drama. Se trata de que jóvenes adolescentes hablen abiertamente, sin prejuicios, de la homosexualidad. Por eso esta experiencia vasca es muy buena, trata de mostrar la diferencia, que cada persona es como es, que así hay que aceptarse y ser feliz.

Hostigamientos en los centros educativos

En las escuelas y liceos de nuestro país todavía no se habla abiertamente de la homosexualidad. Algunos profesores/as se dirigen al profesional de orientación o de psicología para preguntarle: “¿Qué hago en el caso de  tener un gay o una lesbiana en el alumnado?”. Lo anterior muestra, que muchos profesionales de la enseñanza no saben cómo actuar en esta materia.

En estudios que se han hecho en otros países se ha constatado  que los y las adolescentes son conscientes de que el lugar más duro para el homosexual o la lesbiana es la escuela y reconocen que en el liceo es el lugar donde el homosexual es peor tratado, pero que también hay madres o padres con blindadas  posturas homofóbicas, que llegan a actitudes muy crueles hacia sus hijos e hijas homosexuales, diciéndoles que prefieren verles muertos/as.

El Consejo de Europa en 2008 alertó sobre el alarmante número de casos de niños, niñas y jóvenes homosexuales, que por el rechazo social y familiar que sufren, acaban suicidándose.

En cuanto a las adolescentes lesbianas se refiere, el panorama es más complicado que el de los adolescentes homosexuales, pues ellas tienen que luchar por partido doble: por ser mujeres y por ser homosexuales. Otra cosa que se percibe en las escuelas y liceos es que las muchachas al igual que los muchachos están obligados a hacer alarde de su heterosexismo, porque se les ha adiestrado para creer que todas las personas son heterosexuales.

El sistema educativo de nuestro país es pacato, no está preparado para abordar el tema; el modelo heterosexista sigue siendo el recurso con el cual quienes educan desarrollan explicaciones, ocultando al alumnado las otras orientaciones sexuales que existen.  El sistema educativo venezolano debería “salir del armario” para asumir de una vez por todas esta realidad silenciada y  mal interpretada que conduce al odio, a la falta de respeto, a la falta de inclusión, a la falta de solidaridad, a la falta de amor entre las personas por desconocimiento.

About these ads